Una fachada exterior de Primera para el Levante

Recreación virtual de cómo quedará la fachada exterior del Ciutat de València tras la remodelación. / lp

Está previsto que los cambios lleguen para el inicio de Liga y el revestimiento definitivo de la estructura se aparca para más adelante El club afronta la tercera remodelación en el Ciutat de València

T. CALERO/A. MARTÍNEZ VALENCIA.

Desde 2014 lleva el Levante trabajando en un proyecto clave en la gestión de Quico Catalán: la remodelación del Ciutat de València. Se empezó con el refuerzo del graderío o luego le llegó el turno a la mejora del interior, con el cambio de butacas y la idea de hacer un campo más vistoso para los espectadores. Mejoraba el recinto de Orriols pero aún faltaba por acometer los cambios en la estructura. Pues bien, el Levante anunció ayer una serie de mejoras que se prevén estarán finalizadas para el inicio de Liga o, como muy tarde, a inicios de septiembre.

Se trata, en cierto sentido, de una solución para salir del paso. El club granota no tenía previsto trabajos en el estadio para este verano, pero el regreso a Primera División ha provocado que se activen algunos cambios. Así lo explicaba la web del Levante: «En los primeros días de julio se ha comenzado a trabajar en el cerramiento, con carácter provisional, del estadio a base de lonas microperforadas y estructura metálica de bastidores y, además, contará con iluminación perimetral de sistema 'leeds' y de 'backlight' retroiluminadas. También, en este mes se va a ejecutar la obra de adaptación de la canalización ya existente para la correcta y eficaz evacuación de aguas pluviales provenientes del graderío».

En la detallada explicación de los trabajos se encuentra una de las claves de esta remodelación. Es parcial. El revestimiento definitivo de la estructura, un objetivo del consejo que preside Quico Catalán desde hace años, se llevará a cabo más adelante aunque todavía no hay un plazo establecido. Es evidente que hay una fecha marcada en el horizonte: finales de 2019. Es cuando expira el mandato del presidente del Levante, que además no tiene intención de prolongar más su estancia al frente de la entidad. Catalán tiene ese proyecto en mente, así como el de la ciudad deportiva de Nazaret, y van a ser dos tareas que estarán sin duda sobre la mesa en los dos próximos años. Dentro de ese plan de revestir la estructura se añade también el cambio de cubierta de la grada de tribuna e incluso el techado completo de la grada de Orriols, aunque estas dos actuaciones se contemplan como opciones de futuro a la espera del proyecto definitivo.

Otra de las ideas que no olvida el consejo presidido por Catalán es, como publicó LAS PROVINCIAS, desarrollar una zona comercial para convertir los bajos del Ciutat en un área de servicios, restaurantes y tiendas. «Este estadio tiene muchas posibilidades y puede ser muy atractivo tanto hacia dentro como hacia fuera», admitía Catalán. De momento esta idea queda también en 'standby' aunque sí habrá «nuevos y más bares en los bajos del estadio, así como cuatro palcos de empresas, en la zona alta de tribuna central, que ya han sido adquiridos por empresas colaboradoras del club».

Más

Fotos

Vídeos