Lukic llega para dirigir al Levante

Pepelu, durante un entrenamiento del Levante.
Pepelu, durante un entrenamiento del Levante. / jesús signes

El club ultima la cesión del serbio, que pasa la revisión médica en ValenciaPepelu se marcha a préstamo al Hércules, aunque un conjunto de la Premier League mantiene el interés por el fichaje del canterano

ALBERTO MARTÍNEZ VALENCIA.

El Levante ya tiene atado a su nuevo cerebro. Sasa Lukic llegó ayer a Valencia para ultimar su fichaje por el club granota. Al cierre de esta edición, el jovencísimo mediocentro estaba a punto de convertirse en el séptimo refuerzo del equipo de cara al retorno a Primera División. El futbolista, quien pertenece al Torino, aterrizará en Orriols en calidad de cedido. Una nueva apuesta de los azulgrana por el talento internacional.

El Levante ha encontrado en Lukic el mediocentro organizador que buscaba en el mercado. Se trata de un futbolista con dotes para distribuir el balón y con llegada al área rival. Por su perfil, deberá luchar con José Campaña por la titularidad. El serbio, de sólo 21 años, no iba a tener en el Torino los minutos a los que aspira, por lo que ha decidido hacer las maletas en busca de oportunidades.

Ayer a mediodía, Lukic ya se encontraba en Valencia para someterse al pertinente reconocimiento médico. El acuerdo era prácticamente total. Para el Torino, con el que tiene contrato hasta 2020, resulta prioritario que goce de continuidad en el Levante. La temporada pasada, durante su estreno en la Serie A, el centrocampista no contó con protagonismo. Disputó 14 partidos, sólo siete de ellos como titular.

Lukic, una de las grandes esperanzas del fútbol serbio, participó en el Europeo sub-21 celebrado durante el pasado mes de junio. Compartió vestuario con el valencianista Maksimovic y llegó a enfrentarse al combinado español.

El Levante se lanzó a por Lukic después de que se frustraran las operaciones de Krohn-Dehli y Sebastian Larsson, dos mediocentros creativos que estuvieron cerca de recalar en el Ciutat de València. La llegada del joven serbio deja en una situación delicada a Verza. El alicantino es consciente de la dificultad para hacerse un hueco en el once, pero de momento no se plantea abandonar el club. Le restan dos años de contrato y, salvo que reciba una oferta interesante, continuará.

Al margen de Lukic, el Levante se ha propuesto zanjar cinco fichajes más antes de que se cierre el mercado estival: un portero, un central, un extremo y dos delanteros. Los dirigentes azulgrana se mantienen a la espera de que Samu García resuelva su situación en el Rubin Kazan. La entidad granota descarta invertir en su traspaso y sólo aceptaría la fórmula de la cesión si el club ruso, que se resiste a darle la carta de libertad, asumiese la mayor parte de su elevado salario.

Al mismo tiempo, una de las perlas del Levante, Pepelu García, estuvo ayer a mediodía en Orriols para acordar su cesión al Hércules, de Segunda B. Un club de la Premier League mantiene su interés por el alicantino, aunque los dirigentes azulgrana no contemplan su venta.

Más

Fotos

Vídeos